Los tipos de avales y garantías para empresas más comunes

avales para empresas más comunes

La solicitud de avales está en el día a día de muchas empresas. Grandes y pequeñas. Para cumplir con obligaciones o por el desarrollo natural de su actividad. Los avales para empresas se utilizan como medio de financiación, donde el seguro de caución está ganando presencia aportándose como garantía.

Tipos de avales para empresas

Según su tipología, la función principal es garantizar el cumplimiento de las obligaciones de la empresa, ya sean económicas o de servicios por contrato.

Se dividen en dos tipos: financieros o técnicos. Los primeros se utilizan para asegurar una operación financiera y los segundos garantizan el fiel cumplimiento de un contrato.

Avales financieros

También llamados económicos, como por ejemplo lo avales para nuevas empresas.

Avales técnicos

Los técnicos garantizan el cumplimiento de sus obligaciones ante la Administración Pública o por contrato privado. El aval responderá ante incumplimiento de estas obligaciones no económicas.

Estos son algunos ejemplos.

 Para la Administración

Ante terceros

Contenido de un aval para pymes

Todos los contratos de avales deben incluir:

  • Las figuras participantes: tomador, avalista y avalado.
  • Concretar la obligación garantizada.
  • La duración o vigencia de la garantía.
  • El plazo de caducidad o exigibilidad.
  • Requisitos y condiciones para su ejecución.

Avales para empresas mediante caución

Las empresas que utilizan el seguro de caución como aval para sus operaciones se benefician de varias ventajas a diferencia de los tradicionales emitidos por el banco, por ejemplo:

  • No tienen gastos de mantenimiento ni de cancelación.
  • En muy pocas ocasiones se requiere pignoración.
  • Se realizada mediante con tramitación ágil y rápida.
  • No computa en CIRBE.

Si necesitas un aval para tu empresa puedes informarte sin compromiso de las ventajas y condiciones de nuestro seguro de caución rellenando este formulario.

Scroll al inicio